Medicamentos

SANIPRESIN FORTE - Laboratorio Sanitas

Laboratorio Sanitas Medicamento / Fármaco SANIPRESIN FORTE

Antihipertensivo. Bloqueador de la angiotensina II.

Composición.

Cada comprimido recubierto contiene: Losartán Potásico 100 mg. Excipientes: Celulosa Microcristalina; Croscarmelosa Sódica; Estearato de Magnesio; Glicolato de Almidón Sódico; Lactosa; Talco Dióxido de Titanio; Macrogol; Alcohol Polivinílico; c.s.

Propiedades.

Farmacodinamia: Antihipertensor:Losartán es un antagonista de los receptores de la angiotensina II (tipo A T1), activo por vía oral. La angiotensina se une selectivamente a los receptores A T1 existentes en los numerosos tejidos en particular células vasculares de musculatura lisa suprarrenales; riñón y corazón. Ella produce diversos efectos biológicos como la vasoconstricción y la liberación de aldosterona. La angiotensina II estimula igualmente la proliferación de células musculares lisas. Estudios de la unión y farmacológicos demuestran que losartán se fija selectivamente a los receptores A T1 in vitroe in vivo, losartán y su metabolito ácido carboxílico farmacológicamente activo (E-3174) bloquea los efectos que la angiotensina ejerce sobre los receptores. En caso de administración de losartán, la supresión del efecto retroactivo negativo de la angiotensina sobre la secreción de renina es responsable de un aumento de la actividad renina-plasmática. Este aumento produce una elevación de la angiotensina II plasmática. A pesar de estos aumentos, la acción antihipertensiva y la disminución de la aldosterona plasmática se mantienen. En un estudio especialmente concebido para comparar la incidencia de la tos en los enfermos tratados por losartán y por los inhibidores de la enzima de conversión. La incidencia de la tos en los pacientes tratados por losartán o hidroclorotiazida era del mismo orden y significativamente más bajo que aquella observada en los pacientes tratados con un inhibidor de la enzima de conversión. Por lo demás en un análisis estadístico global reagrupando 16 estudios clínicos en doble-ciego llevado a cabo sobre 4.131 pacientes, la incidencia de las tos reportada espontáneamente en los pacientes tratados por losartán era del mismo orden (3.1%), que aquella observada en los pacientes tratados por el placebo (2.6% o la hidroclorotiazida (4.1%) entonces la incidencia era de 8.8 con los inhibidores de la enzima de conversión. En los pacientes hipertensos no diabéticos que tengan una proteinuria, la administración de losartán reduce la proteinuria, la excreción fraccionaria de la albúmina y de las Ig G. Ella es responsable generalmente de una disminución de la uricemia (habitualmente < 4 mg/1) que se mantienen en caso de tratamiento por largo tiempo: la administración de losartán está igualmente asociada a una respuesta uricosúrica franca (+300%) y transitoria (4 horas). El losartán no tiene efecto sobre los reflejos vegetativos ni acción prolongada sobre la noradrenalina plasmática. En estudios clínicos, la administración de losartán en los enfermos que tienen una hipertensión esencial ligera o moderada que se acompaña de una disminución estadísticamente significativa de presiones arteriales sistólica y diastólica; el efecto antihipertensor ha sido mantenido durante toda la duración de los estudios clínicos (al menos 1 año). La medida de la presión arterial al momento las concentraciones mínimas (24 horas después de la toma) y máximas (5 a 6 horas después de la toma) han mostrado una reducción regular de la presión arterial en el suros de nictémero. El efecto antihipertensor ha sido paralelo a las variaciones fisiológicas diurnas. La importancia de la reducción de la presión arterial al final del intervalo que separa 2 tomas era igual a aproximadamente 70 -80% de la reducción observada 5 a 6 horas después de una toma. La detención de losartán en los enfermos hipertensos no ha producido efecto rebote de la presión arterial, la administración de losartán no se acompaña de ningún efecto clínicamente significativo sobre la frecuencia cardíaca. La respuesta al tratamiento por losartán es más débil en promedio en los pacientes de raza negra que en los otros, como con los otros medicamentos que actúan sobre el sistema renina-angiotensina. Farmacocinética: Absorción:Después de la administración oral, losartán es bien absorbido y sufre un metabolismo de primer paso produciendo la formación de un metabolito inactivo. La biodisponibilidad sistémica de losartán es de aproximadamente 33%. Las concentraciones máximas promedio de losartán y de su metabolito activo son alcanzadas en 1 hora y 3 a 4 horas respectivamente. La curva de las concentraciones plasmáticas de losartán no está modificada de manera estadísticamente significativa cuando el medicamento es administrado con una comida normal. Distribución:Losartán y su metabolito activo se unen al menos en un 99% a proteínas plasmáticas, principalmente a la albúmina. El volumen de distribución de losartán es de 34 litros. Los estudios en la rata muestras que losartán no atraviesa la barrera hematomeningea. Metabolización:Aproximadamente 14% de una dosis de losartán administrada por vía intravenosa u oral es transformada en su metabolito activo. En aproximadamente 1% de los individuos estudiados, al transformación de losartán en su metabolito activo fue mínima. Además de su metabolito activo 2 metabolitos inactivos son formados, de los cuales los 2 principales incluyen hidroxilación de la cadena lateral butyl y un metabolito menor, el N-2 tetrazol glucurónido. Eliminación:Los clearances plasmáticos de losartán y de su metabolito activo se acercan a 600 ml/min y 50 ml/min respectivamente. En caso de administración oral losartán, se excreta por la orina en forma inalterada aproximadamente 4% de la dosis y en forma inalterada y aproximadamente 6% bajo la forma de matabolito activo. Los perfiles farmacocinéticos de losartán y de su metabolito activo son lineales hasta una dosis de losartán de 200 mg. Después de la administración oral, las concentraciones plasmáticas de losartán y de su metabolito activo disminuyen de manera poliexponencial, con 2 vidas medias terminales de aproximadamente 2 horas y 6 a 9 horas respectivamente. Con una sola toma diaria de 100 mg ni losartán ni su metabolito activo se acumulan de manera significativa en el plasma. Losartán y sus metabolitos son excretados por vía urinaria. En el hombre después de una dosis oral de losartán marcada con carbono 14 se encuentra aproximadamente 35% de la radiactividad en la orina y 58% en las heces. Insuficiencia hepática:Después de la administración oral en los enfermos que sufren de cirrosis etílica ligera a moderada, las concentraciones plasmáticas de losartán y de su metabolito activo eran respectivamente 5 veces y 1, 7, veces más elevadas que en el joven voluntario sano del sexo masculino. Hemodiálisis:Ni losartán ni su metabolito activo pueden ser eliminados por hemodiálisis.

Indicaciones.

Tratamiento de la hipertensión arterial esencial. Para reducir la proteinuria y retardar la progresión de la enfermedad renal en pacientes con diabetes tipo II con antecedentes de hipertensión. Reducción de la morbilidad y de la mortalidad cardiovascular en los pacientes hipertensos que tengan una hipertrofia ventricular izquierda (a menudo en asociación a un diurético tiazídico).

Dosificación.

En la mayor parte de los pacientes, la posología es de 50 mg 1 vez al día, tanto al principio del tratamiento como en el tratamiento de mantención. El efecto antihipertensor alcanza su máximo 3 a 6 semanas después de iniciado el tratamiento. En algunos enfermos, el aumento de la posología a 50 mg 2 veces al día o eventualmente a 100 mg 1 vez al día puede permitir aumentar la eficacia terapéutica, sin embargo una asociación (especialmente biterapia con un diurético) permitirá más a menudo obtener este beneficio de eficacia. En caso de reducción de la volemia (debido, por ejemplo a un tratamiento diurético previo) es necesario tener precauciones particulares y elegir la dosis de 25 mg 1 vez al día como posología inicial (ver Precauciones). La posología inicial no se altera en las personas de edad y en los insuficientes renales, aún dializados, bajo reserva de una vigilancia de la función renal y de la kaliemia. Por el contrario una posología más baja puede estar indicada en caso de antecedentes de ataque funcional hepático (ver Precauciones) losartán puede ser asociado a diuréticos, la eficacia de 2 tipos de antihipertensores, tiene una sinergía aditiva parcial. La eficacia de otras asociaciones no ha sido evaluada de manera sistemática. Losartán:puede ser tomado con las comidas o en ayunas. Losartán puede ser administrado con otros medicamentos antihipertensores (por ejemplo: diuréticos, inhibidores cálcicos, alfa o betabloqueadores, medicamentos de acción central) así como con la insulina y otros medicamentos hipoglicemiantes utilizados comúnmente (por ejemplo: sulfamidas e hipoglicemiantes, glitazonas e inhibidores de la glucosidasas). Reducción de la morbilidad cardiovascular en los pacientes hipertensos que hayan tenido una hipertrofia ventricular izquierda. La posología habitual inicial es de 50 mg de losartán 1 vez al día. Una dosis de 12.5 mg de hidroclorotiazida será agregada y/o la posología de losartán será aumentada a 100 mg por día en función a la respuesta tensional.

Contraindicaciones.

Hipersensibilidad a alguno de sus constituyentes. Estenosis bilateral de la arterias renales o estenosis arterial sobre riñón único, como para todos los medicamentos que actúan sobre el sistema renina-angiotensina. Losartán puede producir una elevación de la urea sanguínea y de la creatinina plasmática; esto se produce especialmente en caso de asociación con diuréticos. El efecto de antagonistas de los receptores de angiotensina no se ha estudiado de manera específica en la hipertensión arterial renovascular en el hombre. Mujer embarazada o que está amamantando (ver Embarazo y lactancia).

Efectos colaterales.

Hipotensión ortostática dosis-dependiente:En ensayos clínicos controlados en la hipertensión el mareo fue el único efecto secundario debido al medicamento; con una frecuencia a aquella de placebo en 1% o más de los pacientes. Por lo demás los efectos ortostáticos ligados a la dosis han sido observados en menos del 1% de los pacientes. Deterioro de la función renal con aumento moderado de la urea sanguínea y de la creatinina plasmática, reversible a la detención del tratamiento, en particular, en caso de hipertensión arterial tratada por diuréticos insuficiencia renal. Hiperkaliemia:Reducción moderada ( < 70 mg/1) de la uricemia y aumento más importante (x 3) pero transitorio (4 h) de la uricuria, sin traducción clínica en los estudios disponibles.

Precauciones.

Riesgo de hipotensión arterial brusca y/o de insuficiencia renal, sobre todo en la primera toma y/o en el curso de las primeras semanas de tratamiento. En caso de reducción de la volemia (tratamiento diurético, régimen sin sodio, diálisis, diarreas o vómitos), una hipotensión sintomática puede aparecer. Es necesario corregir la hipovolemia antes de administrar losartán o prescribir una posología inicial más baja (ver Dosificación). En caso de tratamiento diurético anterior, se recomienda detener el diurético al menos tres días antes de introducir losartán y de reintroducir, si es necesario, posteriormente un diurético. En caso de insuficiencia cardíaca congestiva con o sin insuficiencia renal, existe como para los otros medicamentos que actúan sobre el sistema renina-angiotensina, un riesgo de hipotensión arterial brusca y una insuficiencia renal a veces aguda. Los datos disponibles son insuficientes, para proponer un tratamiento con losartán. Una atención particular deberá ser realizada cuando el tratamiento es administrado a pacientes que tengan una cardiopatía isquémica o una enfermedad cerebrovascular, en los cuales una disminución excesiva de la presión arterial podría producir un infarto al miocardio o un accidente vascular cerebral. Insuficiencia renal:Se recomienda un control periódico de potasio y de la creatinina. En los enfermos cirróticos, los estudios farmacocinéticos han puesto en evidencia un aumento significativo de las concentraciones plasmáticas de losartán. La posología, entonces, debe ser reducida en caso de antecedentes de insuficiencia hepática (ver Dosificación, Farmacodinamia y Farmacocinética). Niños:No se ha efectuado ningún estudio. Embarazo y lactancia: Embarazo:El tratamiento por losartán está contraindicado en la mujer embarazada. El descubrimiento de un embarazo bajo losartán impone la detención imperativa del tratamiento durante todo el embarazo. Estudios en ratas han demostrado que losartán es responsable en el feto y en el recién nacido de efectos indeseables: Disminución de peso, mortalidad y/o toxicidad renal. En la especie humana, la perfusión renal fetal, que depende de la existencia del sistema renina-angiotensina, comienza durante el segundo trimestre; así, el riesgo fetal es más importante en caso de administración de losartán durante el segundo o el tercer trimestre de embarazo con riesgo de lesiones fetales, deceso de fetos. No administrar durante el embarazo. Lactancia:La lactancia durante un tratamiento con losartán está desaconsejada debido al riesgo de efectos indeseables sobre el recién nacido. No se sabe si losartán es excretado en la leche materna. Sin embargo, los estudios en la rata han mostrado concentraciones significativas de losartán y de su metabolito activo en la leche.

Interacciones.

Ninguna interacción farmacocinética clínicamente significativa ha sido observada con hidroclorotiazida, digoxina, warfarina, cimetifina y fenobarbital. En ausencia de datos documentados y como para los otros medicamentos que actúen sobre el sistema renina-angiotensina, se recomienda como medida de precaución considerar las siguientes asociaciones: Asociaciones desaconsejadas: Diuréticos hiperpotasemiantes:(espironolactona, triamterene, solos o asociados). Potasio (sales de:) hiperpotasemia (potencialmente letal), sobre todo en insuficiencia renal (adición de efectos hiperpotasemiantes. No asociar los hiperpotasemiantes a un antagonista de los receptores de la angiotensina II excepto en caso de hipopotasemia. Asociaciones que necesitan precauciones de empleo: Diuréticos:Riesgo de hipotensión arterial brusca y/o de insuficiencia renal aguda en la instauración de un tratamiento por un antagonista de los receptores de la angiotensina II (en caso de depleción hidrosódica pre-existente). En la hipertensión arterial, cuando un tratamiento diurético, anterior ha podido producir una depleción hidrosódica (en particular los pacientes recientemente tratados por diuréticos, en caso de régimen hiposódico, en los hemodializados) es necesario: Detener el diurético antes de empezar el tratamiento por un antagonista de los receptores de la angiotensina II, y reintroducir un diurético hipopotasemiante, si es necesario, administrar dosis iniciales reducidas de antagonista de los receptores de la angiotensina II y aumentar progresivamente la posología. En todos los casos, vigilar la función renal (creatiminemia) en las primeras de tratamiento por un antagonista de los receptores de la angiotensina II. Litio:El aumento de la litiemia puede alcanzar valores tóxicos (disminución de la excreción renal de litio). Si el uso de un antagonista de los receptores de la angiotensina II es indispensable, vigilancia estricta de la litiemia y adaptación de la posología. Antidiabéticos: (insulinas, sulfamidas hipoglicemiantes):La utilización de los antagonistas de los receptores de la angiotensina puede acarrear teóricamente un aumento del efecto hipoglicemiante en el diabético tratado por insulina o sulfamidas hipoglicemiantes. Reforzar la autovigilancia glicémica. Baclofeno:Aumento del efecto antihipertensor vigilancia de la tensión arterial y adaptación posológica del antihipertensor si es necesario. Asociación para tener en cuenta: Antiinflamatorios no esteroides:por extrapolación, reducción del efecto antihipertensor. Antidepresivos imipramínicos (triciclicos), neurolépticos:efecto antihipertensor y riesgo de hipotensión ortostática aumentada (efecto aditivo). Corticoides, tetracosáctido:disminución del efecto antihipertensor (retención hidrosódica de corticoides).

Conservación.

Conservar a una temperatura inferior a 25°C en recipiente bien cerrado y protegido de la luz.

Sobredosificación.

Una letalidad importante ha sido observada en la rata y el ratón luego de la administración oral de 1000 mg/kg y 2000 mg/kg, o sea 500 y 1000 veces la posología diaria máxima recomendada en el hombre respectivamente. Existen pocos datos relacionados con la sobredosis en el hombre. Los datos clínicos serán dominados verdaderamente por una hipotensión con taquicardia, una bradicardia secundaria a una activación parasimpática (vagal) podría aparecer. En caso de hipotensión sintomática es necesario instituir un tratamiento adaptado, teniendo encuenta especialmente una corrección de la volemia. Ni losartán ni su metabolismo activo pueden ser eliminados por hemodiálisis.

Presentación.

Envase con 30 comprimidos recubiertos.

Medicamentos relacionados

Este es un listado de algunos de los medicamentos, fármacos relacionados con SANIPRESIN FORTE .

1