Medicamentos

GIABRI - Laboratorio Merck

Laboratorio Merck Medicamento / Fármaco GIABRI

Hipolipemiante.

Composición.

Cada comprimido contiene: Ciprofibrato 100 mg. Excipientes: Povidona K30, almidón de maíz, celulosa microcristalina ph 101, croscarmelosa sódica, laurel sulfato de sodio, estearato de magnesio.

Propiedades.

Farmacocinética y farmacodinamica: El mecanismo de acción del ciprofibrato en el metabolismo de lípidos ha sido descrito recientemente: desde el descubrimiento de que los receptores peroxisosomales activadores de la proliferación (PPARs), son factores activadores de la transcripción que pertenecen a la superfamilia de receptores hormonales nucleares, se ha demostrado que estos regulan la activación de genes que codifican para enzimas que participan en diversos mecanismos del metabolismo de lípidos (acil-CoA oxidasa, enoil-CoA hidratasa, hidroxiacil-CoA deshidrogenasa, lipoproteína lipasa, etc), incluyendo transporte, captación celular, unión intracelular, activación, anabolismo y catabolismo (ß-oxidación peroxisosomal y mitocondrial) y almacenamiento. Diversos estudios han demostrado que estos PPARs, se presentan en forma de tres isotipos, denominados a, ß y g de los cuales, PPARa, regulan la ß-oxidación en peroxisomas hepáticos y PPARg adipogénesis. El nivel de activación de los PPARs, aumenta en forma importante mediante la interacción directa del ciprofibrato con el receptor nuclear, incrementando de la misma manera, las concentraciones de enzimas necesarias para el metabolismo de lípidos. El ciprofibrato induce la reducción de colesterol en plasma con rangos que varían entre 15 a 30% y de triglicéridos con rangos entre 40-50%, estas reducciones se atribuyen a la disminución de las fracciones aterogénicas de baja densidad (VLDL y LDL), por inhibición de la biosíntesis hepática del colesterol. Asimismo, eleva los niveles séricos del colesterol HDL. Estas dos propiedades contribuyen a una mejor distribución del colesterol plasmático por una disminución considerable de la siguiente relación: (VLDL+ LDL)/HDL. Absorción y biodisponibilidad:Los trabajos iniciales realizados por Davison y Col. (1975) indicaron que la absorción del ciprofibrato es rápida, observándose el pico de concentración máxima plasmática a las dos horas después de la administración. Trabajos más recientes realizados por Ferry y Col. (1989) han confirmado que los valores de Tmáx son en el curso de una hora, como lo reportado anteriormente. En investigaciones usando ciprofibrato radiomarcado con C14, se ha confirmado su rápida absorción (Tmáx 0.7 h) y han mostrado que el medicamento se absorbe ampliamente, 80% de la dosis es eliminada por orina. Este trabajo también demostró la biodisponibilidad absoluta del ciprofibrato, lo cual fue confirmado por las mínimas variaciones de la Cmáx y el área bajo la curva (ABC) de la gráfica de concentración plasmática comparando grupos y sujetos. En presencia de alimentos, ciprofibrato muestra una depresión de su absorción de aproximadamente 17% y una prolongación de su Tmáx de 0.75 a 3 horas. No se han observado cambios en la vida media biológica ni en el ABC. Los alimentos no alteran el estado estable de las concentraciones plasmáticas de ciprofibrato. Ciprofibrato se enlaza a las proteínas plasmáticas, a la albúmina en 95% y a la globulina en 25%. El volumen de distribución aparente, con una biodisponibilidad de 100%, se calcula en 11.7 ± 1.7 litros. Eliminación:La depuración del plasma, según una biodisponibilidad completa, se encuentra entre 1.35 y 1.55 ml/kg/h. La vida media se ha estimado en 80 horas aproximadamente. La depuración renal es muy lenta y baja, evidenciada por menos de 5% de la radiactividad urinaria, en estudios con radiomarcadores asociados al medicamento original, lo cual puede explicarse por la unión de ciprofibrato a las proteínas plasmáticas. Excreción:La principal vía de excreción de ciprofibrato y sus conjugados es renal, con una recuperación en orina de 80 ± 2.9% de la dosis administrada por vía oral a los 10 días. La extrapolación indica que esta vía de excreción puede alcanzar hasta 97%. Aproximadamente, 3% de la dosis se encontró en heces, lo cual sugiere una mínima secreción del compuesto en la bilis. Metabolismo:Los trabajos iniciales indicaron que el medicamento es ampliamente excretado como tal y/o en su forma glucorunido-conjugados; juntos alcanzan 54% de la dosis a las 72 horas. Estudios posteriores demostraron que por lo menos 75% de la excreción renal del medicamento es en forma no conjugada. Otros estudios empleando ciprofibrato radiomarcado con C14 permitieron identificar la radiactividad remanente en la orina (2-6%), con tres metabolitos en concentraciones muy pequeñas.

Indicaciones.

Indicado para el tratamiento de Hiperlipidemia primaria resistente a manejo con dieta apropiada, incluyendo hipercolesterolemia, hipertriglicidemia e hiperlipidemia mixta.

Dosificación.

Oral. Adultos:Un comprimido de 100 mg al día. En pacientes con insuficiencia renal moderada, se recomienda utilizar una dosis de 100 mg tres veces/semana. Pacientes geriátricos: Se ha recomendado la misma dosis de 100 mg, pero bajo estrecha vigilancia médica.

Contraindicaciones.

Pacientes que cursen con: Insuficiencia renal severa (índice de filtración glomerular (GFR) < 30ml/min/1.73m2superficie corporal). Embarazo y lactancia. Por la presencia de lactosa, este medicamento está contraindicado en pacientes con deficiencia de lactosa, galactosemia o síndrome de malabsorción de glucosa o galactosa. Daño de la función renal o cualquier situación de hipoalbuminemia, como síndrome nefrótico, ciprofibrato puede incrementar el riesgo de miopatía. Insuficiencia hepática severa. Se recomienda su uso con precaución en pacientes con daño hepático, por lo que es necesaria la realización periódica de pruebas de funcionamiento hepático. El ciprofibrato debe suspenderse inmediatamente en caso de encontrar alteraciones significativas de los niveles de transaminasas en forma persistente o evidencia de daño hepático por colestasis. El hipotiroidismo subclínico puede ocasionar dislipidemia secundaria, por lo que debe ser diagnosticado y corregido antes de iniciar el tratamiento, ya que el hipotiroidismo es un factor de riesgo para el desarrollo de miopatía. Hipersensibilidad a los componentes de la fórmula.

Embarazo y lactancia.

No existe evidencia de que el ciprofibrato sea teratogénico; sin embargo, en estudios realizados en especies de animales se ha observado que el ciprofibrato, en dosis mucho mayores a las terapéuticas, puede ocasionar teratogenicidad. Asimismo, se observó que el ciprofibrato se excretaba en la leche de las ratas lactantes. No existe información de uso en mujeres gestantes o durante el período de lactancia.

Reacciones adversas.

Las reacciones secundarias se presentan ocasionalmente y son moderadas; entre ellas se encuentran: Dispepsia (6%), náusea (3-7%), diarrea (3%), cefalea, mialgia y miopatía, exantema, vértigo, impotencia y pérdida del cabello. Se ha reportado en raras ocasiones fotosensibilidad. Estos efectos secundarios son frecuentemente transitorios y se presentan al inicio del tratamiento. Como ocurre con otros medicamentos del grupo, se han reportado pacientes que presentan mialgias, miopatías, incluyendo miositis y en algunos casos rabdomiólisis. La aparición de dichos eventos musculares tiene relación con la dosis, de ahí que la dosis diaria no debe exceder de 100 mg. Se debe advertir a los pacientes que en caso de presentar síntomas como dolor muscular, rigidez o debilidad sin causa aparente, notifique a su médico de inmediato, para la determinación de CPK sérica, en caso de que se confirme miopatía y que los niveles de CPK se encuentren elevados, se deberá suspender la administración del ciprofibrato. En la mayoría de los casos la toxicidad muscular es reversible posterior a la suspensión del tratamiento. Se han reportado casos aislados de pacientes con neumonitis y fibrosis pulmonar.

Precauciones.

No deberá excederse de la dosis terapéutica recomendada. El ciprofibrato no es dializable.

Interacciones.

El ciprofibrato potencia los efectos de la warfarina y probablemente de otros agentes antivitamina K. En caso de tratamiento concomitante, las dosis de los agentes antivitamina K se deben reducir de 30 a 50% y se debe realizar un reajuste de dosis, dependiendo del tiempo de protrombina. Debido a su alta unión a proteínas plasmáticas, es predecible la interacción con otras sustancias que tengan la misma afinidad. El ciprofibrato puede potenciar los efectos de los hipoglucemiantes orales, aunque no existe evidencia hasta el momento de que esta interacción pudiera causar problemas clínicos significativos. Los estrógenos pueden incrementar los niveles séricos de lípidos y aunque se ha sugerido dicha interacción farmacodinámica, no existe a la fecha información clínica que los apoye. Al igual que con otros fibratos, el riesgo de rabdomiólisis y mioglobulinuria puede incrementarse si el ciprofibrato es usado en combinación con inhibidores de HMG-CoA reductasa (hidroxi-metil-glutaril-coenzima A reductasa) u otros fibratos. Como en el caso de otros fibratos, el riesgo de rabdomiólisis y mioglobinuria puede incrementarse si el ciprofibrato es utilizado en combinación con otro o con inhibidores de la HMG-Coenzima-A reductasa. Alteraciones en los resultados de pruebas de laboratorio: Se han observado pruebas de funcionamiento hepático anormales en forma ocasional, como es el caso de incrementos transitorios de transaminasas séricas, como sucede con otros fibratos. Se sugiere llevar un control periódico de las pruebas de funcionamiento hepático. Precauciones en relación con efectos de carcinogénesis, mutagénesis, teratogénesis y sobre la fertilidad: No existe evidencia de que el ciprofibrato sea carcinogénico, teratogénico o mutagénico en humanos; sin embargo, a nivel experimental, se ha observado en especies animales a dosis mayores a las terapéuticas, efectos tóxicos como teratogénesis, rabdomiólisis y carcinogenicidad especialmente hepática.

Conservación.

Consérvese a temperatura ambiente a no más de 30°C y en lugar seco.

Sobredosificación.

Se ha informado sobre casos aislados de sobredosificación con ciprofibrato, no observándose efectos adversos específicos. No existe un antídoto específico para la sobredosis de ciprofibrato. Se debe realizar un monitoreo prolongado y estrecho del paciente en estos casos, ya que la vida media del activo es larga. El tratamiento para una sobredosis deberá ser sintomático; en caso necesario, se recomienda lavado gástrico y medidas generales de sostén. El ciprofibrato no es dializable.

Presentación.

Envase con 30 y 60 comprimidos.

Medicamentos relacionados

Este es un listado de algunos de los medicamentos, fármacos relacionados con GIABRI .

5